Todos estamos expuestos a contraer alguna enfermedad o sufrir un accidente que requiera atención médica especializada u hospitalización. Una forma de estar prevenidos es contar con un seguro de gastos médicos.

Independiente de la institución con la que lo contrates, toma en cuenta los siguientes conceptos.

  • Deducible. Es la cantidad de dinero que aportarás cada vez que ocurra un siniestro para que te indemnice la aseguradora.
  • Coaseguro. Se refiere al porcentaje que debes pagar del total de los gastos cubiertos por el seguro después del deducible.
  • Tabulador de honorarios médicos. Es un listado del costo máximo a pagar por determinado procedimiento médico.
  • Red de Hospitales. Son los hospitales con los cuales la aseguradora tiene convenio y a los que puedes acceder.
  • Exclusiones. Se refiere a las situaciones en las cuales la aseguradora no se hace responsable de cubrir.
  • Preexistencias. Padecimientos que se hayan diagnosticado antes de la contratación del seguro.
  • Forma de pago: directa, la aseguradora liquida directamente los gastos; reembolso, el beneficiario paga y después la aseguradora le reembolsa los gastos.
  • Periodo de espera. Tiempo que debe transcurrir entre la fecha inicial de la póliza y el momento en el que se cubren los gastos.

Recuerda: antes de contratar un seguro compara costos, lee a detalle el contrato o póliza  y no te quedes con ninguna duda.

Identifica el comportamiento o desempeño de las instituciones financieras en el Buró de Entidades Financieras y la oferta de productos y servicios en el Catálogo Nacional de Productos y Servicios Financieros.

Adquiere tu seguro de gastos médico con Latam Cargo Insurance, somos especialistas en seguros. Servicio disponible en Honduras. Contáctenos: https://latamcargoinsurance.org/contactenos/